21/7/19

Embrujo maligno

Deseo que un milagro rompa de una vez por todas este embrujo maligno y pueda volver de nuevo a ser una mujer de carne y hueso. Acá estoy convertida en una dama blanca e inmaculada sobre este tablero de ajedrez, acosada permanentemente por un montón de excitados peones negros y sufriendo en cada jugada que hace este nene inocente, que está dando los primeros pasos en el juego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario